PelandusKa

PelandusKa
El blog de mi escarabajo pelotero

sábado, 4 de agosto de 2007

Quitándome el mono a golpe de kilómetros

Día +226. Kilómetros = 13.049
Pues sí, a golpe de kilómetros, de apretar el mango (no mucho que no está la cosa para que te retiren los puntos) y curvear y curvear y más curvear con la moto. Hacía ya tiempo que no me pegaba un buen viaje.. y no cuenta los que hago a Calafell ya que apenas son de 120 kilómetros y por ahorrar tiempo (que no dinero) los hago por autopista. Esta vez quería carretera y manta, jeje.


El primer tramo era el de Lleida-Aínsa. No muy mala carretera (casi todo por la N-240 y N-138 con unas preciosas vistas de varios embalses como el Embalse del Mediano de un color verde turquesa muy interesante. Las curvas eran bonitas de verdad, a la derecha, a la izquierda, para arriba, para abajo, por viaductos... muy entretenido el recorrido la verdad. Cuando llegué a Aínsa vi un circo y no reprimí a la hora de sacar la foto a un elefantito y a una montaña que había al fondo del pueblo.




Tras tomar un cafecito de rigor, no era cuestión de echar raíces sino de andar con la moto, me dirigí a Ordesa, la carretera ya era bastante peor pero se podía conducir, para algo tengo una trail, aunque sea asfáltica. Eso si, todo el rato fui por lo negro, pese a que el asfalto era de pésima calidad en algunos tramos. Quizás fue el tramo más fatigoso ya que había partes en el que la carretera no delimitaba los dos sentidos y los coches que venían de frente siempre iban por el medio de la misma... Todo el camino fue por la N-260 y la A-135.


Allí, en Torla, muy cerca de Ordesa, paré para sacar unas fotitos a la moto y al valle.. Verdaderamente este era un sitio precioso.



Hecho esto, fui a Ordesa para llevarme la desagradable sorpresa de que hasta el parque natural solo se podía ir o a pata o en autobús... mi moto estaba vedada, pues vaya. Por lo menos saqué unas fotos a los restos de un hotel que se había quemado la semana anterior.. tenía pinta de haber sido un alojamiento bastante bonito.



Ya quedaba poco para mi final de viaje, el tercer tramo, el comprendido entre Ordesa y Canfranc. La carretera era buena (parte A-135, N-260 y N-330/E7), lo malo es que yo puedo perderme con suma facilidad (a ver cuando me llega el navegador que encargué hace MESES!!!).


En Canfranc tuve una pequeña decepción, no porque no pudiera entrar en las instalaciones de la estación del tren (que lo están rehabilitando) sino que me esperaba otra cosa... Si la estación estaba medio abandonada, no me esperaba tanto bullicio. pero claro, si la entrada al túnel de Somport que une España con Francia está tan cerca, era de prever que hubiera tanta gente, franceses incluidos.







Por lo menos saqué las imágenes de rigor a la estación (Inaugurada en 1928 por Alfonso XIII, pocos años antes de salir por patas). Espero que los de Sacyr hagan un buen trabajo en la rehabilitación del edificio.



Ya solo quedaba dar la vuelta. No tiene más comentario ya que de Canfranc bajé hacia Huesca para girar a la izquierda hasta retomar el camino de ida a la altura de Aínsa. Como curiosidad he de decir que en el viaje de ida encontré un edificio en medio de un campo de vid bastante curioso con la palabra IRIUS a la entrada del recinto. Luego averigüé que se trataba de una bodega.. Jo, el edificio que estaban construyendo era de lo más vanguardista para tratarse de una simple bodega...

2 comentarios:

garrobito_alado dijo...

Finalmente le agarraste un rato la oreja a la pelanduska!!!
Felicitaciones!!

ToKoTo dijo...

No la retorcí mucho pero fue un viaje bastante agradable